Ladrillos refractarios

Un ladrillo refractario es un bloque de material cerámico refractario usado para revestir forjas, hornos, fuegos y Chimeneas. El ladrillo refractario está diseñado principalmente para soportar altas temperaturas pero deben de tener baja conductividad térmica para ahorrar energía. Normalmente los ladrillos refractarios densos se usan en aplicaciones con extrema carga mecánica, química y térmica, como por ejemplo dentro de un horno de leña o una forja la cual está sujeta a la abrasión de la madera, el flujo de las cenizas y hollín y a las altas temperaturas. Los ladrillos refractarios densos tienen alta masa térmica la cual es a veces una propiedad útil  ya que por la cual retienen el calor por ejemplo en los hornos de pizza después de que el fuego se ha apagado. Los ladrillos para hornos están hechos quemando una arcilla que su composición se basa en el kiln hasta que es parcialmente vitrificado y por razones especiales puede ser glaseado. Los ladrillos refractarios normalmente contienen entre 30-40% alúmina y el principal material en bruto que se utiliza es el chamote con otros materiales. La temperatura máxima de servicio aumenta con el aumento del contenido de alúmina y los ladrillos de horno se pueden obtener con un contenido de alamina de 81% o mayor.

ladrillo refractario






Ladrillos refractarios menos densos

In otras situaciones menos duras, como horno refractario de gas natural, los ladrillos más porosos son mejores opciones, normalmente se llaman ladrillos de aislamiento. Son más débiles, pero más ligeros, fáciles de armar y aíslan mucho mejor que los ladrillos densos. En este caso tienen baja masa térmica y no se pueden usar para acumular calor. Los ladrillos de aislamiento tienen una mayor resistencia al choque térmico que los ladrillos refractarios densos pero la mayor desventaja es que son de baja fuerza. La característica de aislamiento de estos ladrillos normalmente viene de la perlita o vermiculita. Como los ladrillos refractarios densos hay distintos grados correspondientes para las diferentes temperaturas de servicio. El grado más común es el 23 – 1260oC.
 

¿Estás interesado en nuestros productos?
¡Contáctenos!